11 de julio de 2005

Política y Ciencia

En octubre pasado Manuel Castells, junto con otros autores, publicó un trabajo en el que analizaba los usos de las tecnologías móviles en distintos países: The mobile communication society: A cross-cultural analysis of available evidence on the social uses of wireless communication technology (327 páginas; PDF - 2,1 MB). Una vez revisado el documento me gustaría comentar un par de detalles que me sorprendieron (negativamente) cuando buscaba referencias al caso de España:
  • Uno de los epígrafes del trabajo habla, como no podía ser de otro modo, de las movilizaciones ocurridas en España del 11 al 14M y del papel que en ellas jugaron Internet y la telefonía móvil (SMS principalmente): Terrorism, Political Manipulation, Political Protest, and Political Change: Spain, March 2004. Desafortunadamente el capítulo en cuestión está plagado de juicios de valor sobre la actuación del Gobierno, los medios, etc., dando por cerradas cuestiones que todavía hoy son objeto de discusión. Tomando partido, en definitiva.
  • También me ha chocado la aparición, en diferentes gráficos y tablas del documento (que no en todos), de datos desagregados para España (Spain) y Cataluña (Catalonia), que aparecen tratadas como si fuesen países distintos aunque compartan la mismas fuentes. De hecho, algunos de los títulos se refieren a "Selected European Countries":
  • - Figure 28. Access to Mobile Telephone by Age, Selected European Countries (2002)
    - Figure 30. Households’ ownership of mobile telephones (% of households). A comparison among some selected European Countries
    - Appendix 2G: Data for Figure 28. Access to Mobile Telephone by Age, Selected European Countries (2002)
    Quizá me pase de suspicaz (vale, siempre me paso), pero me llama la atención que las referencias a Cataluña no existan en el texto del documento, sólo en tablas y gráficos. ¿Habrá ayudado la relación con la UOC de dos de los autores: el propio Manuel Castells y Mireia Fernández-Ardevol?
No es buena idea mezclar política y ciencia, especialmente en un artículo científico. Tampoco me parece adecuado, con independencia de lo que cada uno piense, exponer opiniones y juicios de valor como hechos. En todo caso, si se hace, debería indicarse para que el lector sepa a qué atenerse. Por lo demás, no puedo juzgar la calidad del documento de Castells porque todavía no lo he leído, pero seguro que se puede sacar información muy valiosa del mismo.

[Documento encontrado gracias a este post de Smart Mobs]


Más información
Y hablando de la relación entre ciencia y política me gustaría recomendaros el siguiente texto de Michael Crichton: Aliens Cause Global Warming. Lo leí hace tiempo merced a un post de Seth Godin y me pareció brillante. Pese a su extensión es un artículo muy ameno, que no debéis dejar de leer. Ahí va un extracto:
Let's be clear: the work of science has nothing whatever to do with consensus. Consensus is the business of politics. Science, on the contrary, requires only one investigator who happens to be right, which means that he or she has results that are verifiable by reference to the real world. In science consensus is irrelevant. What is relevant is reproducible results. The greatest scientists in history are great precisely because they broke with the consensus.

There is no such thing as consensus science. If it's consensus, it isn't science. If it's science, it isn't consensus. Period.

0 comments:

Publicar un comentario en la entrada

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons License.