1 de diciembre de 2005

¿A qué esperan?

Dice el sitio web de la Real Academia Española (RAE) que el Diccionario del Estudiante es un diccionario necesario (negritas mías):
El Diccionario del estudiante está dirigido a los alumnos de institutos y colegios de los países hispanohablantes, con edades comprendidas entre los 12 y los 18 años. La idea de esta obra surgió por la convicción de la Real Academia Española de que nuestro idioma no disponía aún de un diccionario de calidad destinado a los niveles medios de la enseñanza.

El aprendizaje del español es uno de los objetivos fundamentales de los planes docentes en España e Hispanoamérica. Nadie ignora que el correcto uso de la lengua es un instrumento indispensable para que la persona acceda con éxito a los estudios superiores y se desarrolle plenamente como individuo capaz de expresarse con precisión y eficacia.
Buscando información mucha gente usa ya Internet como medio preferente en sus consultas personales, académicas o profesionales. Y cada vez serán más los que lo hagan, especialmente las generaciones más jóvenes. ¿A qué esperan entonces los ilustres académicos para poner en la Red la información de que disponen? Porque en las librerías ya está disponible. ¿Se dan cuenta de lo que significa Internet como medio de difusión de conocimiento, de fomento de una lengua?

Otro ejemplo lo tenemos en el Diccionario panhispánico de dudas, a la venta desde el diez de noviembre, del que dice el sitio de la RAE* (negritas mías):
Dado que recientemente fue aprobado por todas las Academias de la Lengua Española el texto definitivo de la primera edición del Diccionario panhispánico de dudas, que aparecerá en formato libro en fecha próxima, se ha considerado conveniente retirar el Avance que figuraba, como muestra, en la página electrónica de la RAE. En el plazo más breve posible se incorporará a los recursos de esta página la versión completa de la obra.
Me pregunto quién consideró conveniente retirar el avance y cuándo se cumplirá el "plazo más breve posible". ¿Acaso no existía una versión electrónica del diccionario, con su base de datos, a partir de la cuál se elaboró la impresa? Llamadme malpensado, pero no me extrañaría que el versión online saliera después de la temporada navideña, cuando el verdadero regalo estaría en colgar un diccionario de consulta en línea y un PDF en condiciones.


(*) Hasta ayer se podía acceder al texto desde la página principal de la RAE (caché Yahoo!): Columna izquierda, Diccionario de dudas / Avance.


Efemérides
Hace un año en Abundando: Bloglines en español.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons License.