2 de febrero de 2009

Incentivos en la toma de decisiones: el caso del LHC y el fin del mundo

CMS_Yep2_descent

Últimamente se está volviendo a hablar de los riesgos asociados a la puesta en marcha este año del LHC, el mayor acelerador de partículas del mundo y al que aludía en el post anterior. Resumiendo: algunos científicos han expresado su temor a que se generen agujeros negros en el colisionador que absorban nuestro planeta llevándonos a la extinción. La probabilidad de un resultado fatal sería, en todo caso, muy remota.

Dejando aparte la discusión técnica sobre si es factible o no el fatal desenlace, en la que nada puedo aportar, me gustaría plantear aquí el dilema al que se enfrentan aquellos que están detrás del proyecto, tanto investigadores como políticos. Veamos los escenarios posibles:
1) El acelerador se pone en marcha:
Si funciona correctamente sus responsables ganarán notoriedad y prestigio, y el resto de la humanidad se beneficiará en alguna medida de los nuevos descubrimientos.

Si, por el contrario, se produjera un cataclismo y la Tierra desapareciese, nadie podría reprochar nada a nadie. Sería borrón y cuenta nueva.
2) Se decide clausurar la instalación o infrautilizarla. En este caso las críticas serían feroces, tras una inversión en el complejo de miles de millones de euros. Hazmerreír a nivel mundial de los responsables, defenestración para unos (políticos) y desprestigio para otros (técnicos). Con seguridad ambos bandos se culparían mutuamente: los científicos podrían agarrarse a que la decisión final vendría de los políticos y estos argüirían, por ejemplo, que los cálculos de los investigadores no eran concluyentes.
Con semejantes incentivos, ¿qué decisión tomarán los implicados? ¿Jugar una lotería a todo o nada en la que tienes todas las papeletas menos una, o elegir el descrédito curándose en salud? Sería interesante conocer el contenido de las pólizas de riesgo que cubren el complejo: riesgos cubiertos, excepciones, indemnizaciones, etc.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons License.